Sábado 1 de Octubre de 2022

Hoy es Sábado 1 de Octubre de 2022 y son las 01:59 - EntrePueblosRadio, la radio que acompaña tus luchas....

DERECHOS HUMANOS

27 de mayo de 2022

Audiencia clave en la investigación sobre la muerte del obispo Ponce de León

ARGENTINA:
La Comisión Ponce de León continua exigiendo el esclarecimiento de la muerte de Monseñor Carlos Horacio Ponce de León, Obispo de la Diócesis de San Nicolás en tiempos de la Dictadura Argentina en 1977. La Comisión desde hace muchos años viene sosteniendo la hipótesis del asesinato ya que su "accidente" automovilístico se dio con similares características a la del Obispo de la Rioja Monseñor Enrique Angelleli, el año anterior y que en el 2014 la Justicia Riojana dictamino que fue asesinato y sentencio a cadena perpetua y cárcel común a los autores

El próximo miércoles 1 de junio a las 10hs se vivirá una instancia decisiva en la causa judicial que investiga la muerte del obispo Ponce de León. En la Cámara Federal de apelaciones de Rosario tendrá lugar una audiencia donde presentará su investigación el Ingeniero y Licenciado en Accidentología vial Oscar Geretto. Este perito es uno de los mayores expertos de nuestro país en la materia. Realiza sus investigaciones con una herramienta llamada PC-CRASH, el software de referencia a nivel mundial en el análisis de accidentes viales. Este programa sirve para reproducir de forma virtual los accidentes viales y analizar detalladamente la mecánica de los mismos. No se trata de una simple animación. Sino que, a partir de las características de los vehículos y de la ruta, aplica complejos algoritmos matemáticos que explican el movimiento de los vehículos en la colisión.

Recordemos que el obispo Carlos Horacio Ponce de León encontró la muerte en un hecho fatal en la ruta que va de San Nicolás a Buenos Aires. Fue el 11 de julio de 1977. Era de madrugada y había niebla. Las sospechas de que haya sido un atentado son fundadas ya que es conocido su enfrentamiento con las autoridades militares por su defensa de los sacerdotes presos y su apoyo a las familias de los desaparecidos. Consta que recibía continuas amenazas de muerte y que era objeto de operaciones de inteligencia. Muchos temían que Ponce de León tenga el mismo destino que Angelelli había encontrado apenas un año antes.

Para analizar qué sucedió en el hecho que le costó la vida al obispo Ponce de León, el ingeniero Geretto tomó la declaración de Luis Antonio Martínez, el conductor de la camioneta que chocó con el obispo, y la ingresó en el software PC-CRASH. De la causa judicial se desprende que el conductor de la camioneta declaró tres veces lo ocurrido y las tres versiones difieren entre sí. En lo que coinciden es en que afirma que siendo todavía de noche venía a 70km/h detrás de un colectivo sin luces cuando éste se detiene repentinamente en la ruta a levantar pasajeros. En una de las declaraciones afirma que lo ve a unos 30 metros y en otra a 70 metros. En dos de las declaraciones dice que frenó inmediatamente y en la tercera agrega que también giró el volante hacia la izquierda. En todos los casos afirma que la camioneta cambió de carril y se cruzó perpendicularmente cuando impactó con el Renault 4 que venía por la mano contraria. Resulta interesante notar que, como era normal en 1977, ninguno de los vehículos tenía cinturón de seguridad.

En la causa no hay testimonio de ningún otro testigo ni consta ninguna declaración de nadie más que haya visto el colectivo o la gente que lo paró en la ruta. Tampoco constan serias lesiones del chofer ni del supuesto acompañante. Ni siquiera se menciona quiénes llevaron el cuerpo del obispo convaleciente al hospital de Ramallo.

El perito ingresó en el PC CRASH los distintos escenarios posibles que se desprenden de las tres versiones del chofer. En el caso de que hubiera aplicado los frenos sin girar el volante a 70 metros del colectivo, considerando el suelo mojado, el software demuestra que se hubiera detenido a los 51 metros en 4 segundos, pero de ninguna manera se hubiera producido el cambio de carril.

Otro escenario sería la misma maniobra pero con el colectivo a 30 metros. En ese caso hubieran colisionado.

Un tercer escenario se presentaría si hubiera girado el volante como declaró en la tercera oportunidad en la que volvió a estirar la distancia a 70 metros. En ese caso, si el frenado hubiera sido de bloqueo el rodado se hubiera detenido antes de chocar con el colectivo pero sin cambiar de carril. Si en cambio el frenado no hubiera bloqueado las ruedas de la camioneta, el PC CRASH determinó que habría esquivado al supuesto colectivo pero habría chocado prácticamente de frente con el Renault 4.

La conclusión de la pericia es contundente: ninguno de los relatos de Luis Martínez se muestran como posibles según el software de análisis de mecánica accidentológica. Al reproducir virtualmente cada una de las maniobras descriptas en ningún caso se verifica que la camioneta pueda quedar cruzada en el carril contrario. Según esta pericia es claro que el hecho no pudo haber sido como lo relató el chofer de la camioneta.

Entonces… ¿Cómo fue el choque que le costó la vida al obispo?

Para determinar la mecánica del accidente el perito parte de la foto del lateral derecho de la F100 que muestra claramente el impacto del auto del obispo. Ingresando esa imagen en el software de análisis accidentológico éste le aplica una técnica de tratamiento de imágenes gracias a la cual puede verse que, dentro de la irregularidad de la abolladura, se destacan las huellas que dejaron los faros del Renault 4 en la chapa. Para verificar que efectivamente se trate de la impresión de los faros el perito buscó otro auto igual y midió la distancia de las ópticas. Luego tomó una foto de este nuevo Renault 4 y la ingresó al software que realiza el escalado y superposición con la foto de la F100. El resultado es que se verifica con bastante exactitud que la huella encontrada es de los faros.

El dato importante que nos ofrece este hallazgo fotográfico es que los faros impactaron en la chapa de un modo que no dejaron estela. Lo cual indica que en el momento del impacto la camioneta estaba detenida. De ninguna manera haciendo un trompo o a 30km/h como se podría suponer a partir de las declaraciones de Luis Martínez. El perito considera que esta es una prueba OBJETIVA y contundente.

A partir de aquí, el perito se pregunta cómo pudo haber sido el movimiento de los rodados antes de la colisión. Luego de investigar distintas alternativas propone la siguiente solución:

La camioneta pudo haber estado en la banquina de la mano contraria a la que venía el obispo. Probablemente con las luces apagadas. Al acercarse el Renault 4, ésta avanzó de repente cruzándose perpendicularmente en la calzada contraria. No hay huella de frenada de pánico del Renault 4 lo que da a pensar que fue todo muy rápido. Al reproducir esta maniobra en el PC-CRASH se muestra que pudo haber durado unos 2 segundos. El obispo apenas tuvo tiempo para desviarse un poco hacia su derecha.

Conclusión

Como podemos ver, la pericia del ingeniero Geretto es contundente. Considerando el caso solo desde la perspectiva de la mecánica del choque, según los medios tecnológicos de los que disponemos hoy en día y a partir de las fotos y testimonios de la causa judicial se puede afirmar con un altísimo grado de probabilidad que se trató de un atentado.

A esto hay que sumar todas las otras circunstancias que hoy conocemos como el hecho las amenazas que recibía el obispo y los informes de inteligencia que se referían a él como un “traidor a la Iglesia”. Del conjunto de las investigaciones se desprende que la persecución que sufría el obispo Ponce de León era real y feroz, con un impresionante poder de fuego que incluso ya había matado a un obispo pocos meses antes. En este contexto se hace imposible seguir hablando de “accidente”.

 



COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!