Sábado 1 de Octubre de 2022

Hoy es Sábado 1 de Octubre de 2022 y son las 01:42 - EntrePueblosRadio, la radio que acompaña tus luchas....

PARAMILITARISMO

10 de septiembre de 2022

En El Carmen de Viboral, la comunidad pone los muertos, los bandidos las balas y las autoridades la mentira

COLOMBIA:
El día 8 de septiembre, se celebró un Consejo de Seguridad en el municipio de El Carmen de Viboral, Oriente antioqueño. Esta actividad institucional no tuvo en cuenta la creación de estrategias para contrarrestar el posible avance paramilitar de las AGC y buscar la protección de la comunidad carmelitana. El único objetivo era desmentir las delicadas denuncias de varias fuentes registradas por el Portal de Noticias Análisis Urbano.

El peligro de querer tapar el cielo con un dedo puede significar una posible carrera hacia la omisión sistemática de acciones constitucionales para la protección y prevención de hechos que lamentar, que podrían afectar la vida de toda la comunidad carmelitana, esa misma que ha conocido forzadamente la crudeza de los actores violentos.

Para empezar, debemos remitirnos a la Alerta Temprana 004 del año 2022 en la cual, el SAT de la Defensoría, advierte sobre el riesgo medio para el municipio de El Carmen de Viboral, pues dentro de sus registros aparece la presencia de oscuros actores armados en este territorio.

Desmentir a esta entidad oficial del Estado colombiano es una total desfachatez. Rechazar una institución que tiene funciones netamente constitucionales y con suficiente información sobre los factores de violencia en cualquier espacio geográfico del país es atrevido y peligroso.

La estrategia de negar la presencia armada de cualquier estructura, no es nueva. Aún recordamos cuando en el año 2011 muchas organizaciones sociales de Urabá realizaban la denuncia sobre la conformación de las AGC en sus territorios. Posterior a la negación sistemática de las autoridades, ocurrió que la también cuestionada Brigada XVII negó en ese momento la existencia de las AGC. Esto permitió que estas estructuras se movieran con gran facilidad, asesinaran a líderes sociales, desplazaran a muchos habitantes, facilitó varios paros armados, se cometieran fácilmente atentados contra la fuerza pública y lograron una expansión territorial que los ha llevado estar fortalecidos en más de 253 municipios de todo el país, entre esos, al menos 19 municipios del Oriente de Antioquia.

Mientras la Alcaldía de El Carmen de Viboral niega peligrosamente la presencia armada de las AGC, en su territorio por el Cañón de Santo Domingo hacia las veredas El Brasil, Santa Inés, La Aguda, existe un corredor identificado por el que se mueven tranquilamente las AGC sin que las autoridades se opongan a ello.

Por las veredas Santa Rita, Porvenir y la Cristalina tienen a su haber un camino que les permite una movilidad serena.

Reiteramos que la zona de influencia del Melcocho entre los municipios de San Francisco, Cocorná, y la Unión también es otro corredor que parece invisible a la fuerza pública. 

Igualmente, desde el Municipio de Argelia, pasando por Sonsón, se extienden varios corredores que atraviesan Rio Verde y las veredas la Torre, El Salado, El Popal de los Henaos, El Cedro, Palestina y Santa Rosa.

Cocorná no es la excepción. Principalmente Las veredas Agualinda, La Secreta y San Martín ofrecen no solo un paraíso turístico, sino también, facilitan el movimiento estratégico sin ningún obstáculo institucional. El corredor de la Autopista Medellín Bogotá y el sector conocido como El Ocho, son fundamentales para las labores logísticas y de control de las AGC.

La alerta se extiende a la vereda La Chapa, Guarino, La Esperanza, La Hundida, Viboral, San Lorenzo y San Vicente.

Un dato adicional: el 9 de febrero del año 2021, el campesino Leivy de Jesús Patiño Orozco fue objeto de un ataque armado por hombres armados con fusilería y camuflado, que advertían pertenecer a las AGC. Los ilegales procedieron a disparar contra este campesino quien por suerte logró escapar. Posteriormente, el campesino tuvo que ser auxiliado por militares de Juan del Corral para llevarlo a un lugar en  el que quedara a salvo.

El poder armado ilegal, invisible a la inteligencia del Estado, sigue permitiendo que estos grupos establezcan códigos de conducta contra la población, extorsiones, intimidación a algunos habitantes, algunas silenciosas amenazas y la ampliación de la frontera de ilegalidad.El lamentable anuncio del consejo de seguridad en el Carmen de Viboral, contrasta con la solicitud realizada por el Gobernador de Antioquia el pasado 27 de agosto durante el lanzamiento del Puesto de Mando Unificado. Allí, el gobernador Aníbal Gaviria Correa, le expresó al presidente Gustavo Petro una especial preocupación y solicitó ayuda para contrarrestar el incremento en los homicidios en las subregiones del Magdalena Medio, Oriente y Nordeste. Las cifras así lo indican.

 

Nos surge una duda de toda esta difícil situación: ¿Por qué las comunidades no han dado aviso a las autoridades sobre lo que está ocurriendo?

La respuesta es obvia. No han encontrado un lugar de verdadera confianza a quien denunciarle pues, según algunos habitantes, mucha de la información denunciada posiblemente es filtrada sin explicación alguna (finjamos extrañeza).

Un caso especial sobre el que hay que poner toda la atención tiene que ver con la captura del Director del CTI de Rionegro y otro funcionario. Estos sujetos manejaban las labores propias de investigación de esta institución estatal en el municipio del Carmen de Viboral y terminaron involucrados en un caso de corrupción con una posible relación con estructuras armadas de la zona. Estos últimos hechos la Fiscalía General de la Nación no mostrado voluntad de avance pese a que el Gaula tiene toda la información de estos casos. 

¿Qué autoridades están ocultando información sobre la presencia de grupos armados en el Oriente?

¿Cuál es el objetivo de ocultar la información?

¿Quién se beneficia con el ocultamiento de la información?

Son algunas preguntas que deben ser materia de interés del Ministro de Defensa Iván Velásquez, pero también del nuevo comandante de la VII División General Óscar Leonel Murillo Díaz, al Comandante de la IV Brigada el señor Coronel Juan Carlos Fajardo González, sobre las razones que llevan al Grupo de Caballería Mecanizado No 4 “Juan del Corral” a tratar de ocultar información vital para la seguridad nacional.

La expansión armada de las AGC muestra una tendencia al rearme y posicionamiento territorial que tuvieron los Bloques “Héroes de Granada”, “José Luis Zuluaga” y parte del “Metro”.

Llevamos nuestra gran preocupación al Presidente Gustavo Petro por el turbio panorama en materia de derechos humanos en los municipios del Oriente de Antioquia, principalmente El Carmen de Viboral, donde no se puede tapar el cielo con un dedo, mientras las comunidades padecen la imposición armada sin control.

A.U.

 

Esrta nota es publicada con autorizacion de la Agencia de noticias analisis Urbano de Colombia

Ver nota completa: En El Carmen de Viboral, la comunidad pone los muertos, los bandidos las balas y las autoridades la mentira (analisisurbano.org)

 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!